jueves, 30 de diciembre de 2010

ESTRELLA FUGAZ II : THE ANKH

Para leer la 1ª parte de la historia clic aquí: ESTRELLA FUGAZ


http://masonesnewyork.blogspot.com/2009/11/la-llave-maestra.html

…..No se escucha nada, absolutamente nada, el silencio lo envuelve todo.


Percibes el espacio interior del sarcófago, sus paredes, el suelo y su techo, te sientes limitado. Abres los ojos pero la misma oscuridad te rodea, así que los vuelves a cerrar para relajarte.


Recuerdas como han preparado tu cuerpo. Tus manos reposan sobre la llave de la vida que han colocado en el centro de tu pecho. Solo te comunicaron que una serpiente entraría dentro del sarcófago, pero no sabes cuando.

(      )

Las imágenes se suceden, la vida empieza a danzar ante tu mirada rememorando el camino que has recorrido, los paisajes que has visto, los seres que te han acompañado. Recuerdas. Tienes todo el tiempo que necesitas.
De pronto un pensamiento pregunta: ¿Qué te llevas?


(      )


El movimiento de los pensamientos se para en seco. Sigues en el sarcófago. 
No te puedes mover. 
De nuevo el silencio.

(      )

Escuchas que algo se acerca. Esperas una serpiente. Percibes que ya entro en el interior del sarcófago. Miedo.
Notas como se arrastra y sube por tu cuerpo. Sabes que te va a morder, pero no sabes donde.

---(  )---

Sus colmillos se clavan en tu oreja izquierda. El dolor te paraliza. Pronto desaparece y sientes un hormigueo que te recorre haciéndote vibrar, una vibración que lentamente también es disuelta.

Estas agotado de tantas emociones y pensamientos. Te abandonas y caes en un profundo sueño en el que te olvidas de ti mismo.



(                                           )



Al despertar, no estás en el sarcófago... ¿donde te encuentras? no sientes tu cuerpo… ¿Dónde está el cuerpo? ………… 

Mientras en una pirámide en medio del desierto, la llave de la vida se hunde en el corazón. 

lunes, 27 de diciembre de 2010

ESTRELLA FUGAZ



Perdido de noche en un desierto. Caminas en soledad, sintiendo que cada paso hunde tus pies en la arena lentificando tú avance. Una estrella fugaz cruza el firmamento. Intuyes que es una señal que te guía, así que tomas esa dirección.


Sigues caminando hacia el lugar donde vistes esa luz fugaz, sin saber a donde te diriges. Te rodean dunas y dunas de arena, la noche avanza mientras las estrellas van desapareciendo en la profundidad de la oscuridad… la duda cuestiona si tu intuición fue solo una ilusión. Estas cansado, pero sigues adelante utilizando un bastón como apoyo.


La noche se cierra…. ya no brillan las estrellas, ni hay luna.... una pequeña pirámide aparece delante de ti, la puerta esta abierta invitándote a entrar, ves a dos severas y amorosas figuras a lado de un sarcófago.


Dentro de la pirámide, las dos esbeltas y luminosas figuras te preparan. Entras en el sarcófago dispuesto a alejarte del cuerpo y ver la vida desde la distancia.


En la pirámide en medio del desierto, el sarcófago se cierra…………… AGUARDA EL SILENCIO






domingo, 19 de diciembre de 2010

La Noche Oscura del alma. S.24: LA MUERTE

Sendero 24. La Muerte





Siguiendo un orden, la noche oscura del alma se alinearía de la siguiente manera sobre el árbol cabalístico: s.26, s.25, s.24 y s.13. Observamos tres senderos seguidos, pero el proceso teóricamente no termina hasta llegar al sendero 13. Eso quiere decir que este proceso va acompañado de un trabajo con todos los senderos que rodean al centro del árbol de la cabala.
La primera vez que aborde estos senderos fue en el siguiente orden: s.26 Diablo, s.24 Muerte, s.25 Templanza…. el resto hasta llegar al s.13…. Este puede ser un orden, valido, de hecho así lo voy a exponer en estas entradas, pero también puedo decir que tras el paso del tiempo he comprobado que estos senderos no tienen por que seguir este orden. El orden depende de la etapa y el grado de influencia.


Recordando que el sendero 26 pone de manifiesto la verdad rompiendo con las falsas ilusiones. La prueba con el s.24 nos enfrenta al mayor miedo, la muerte. La trascendencia del miedo solo es posible tras la aceptación de lo que es y de lo que será.

El s. 24 se halla en el recorrido del Rayo Relampagueante y por esa razón representa tanto al nacimiento como a muerte fundamentales. Meditar en lo metafísico y trascendente, junto con la vida forma parte de la iniciación, es necesario experimentar en varios niveles la paradoja de vivir la muerte para tomar consciencia de lo ilusorio y transitorio. Por eso se habla de muchos tipos de muertes.


Los senderos de la Noche Oscura son senderos de sacrificio, en el s. 24 se encuentra la voluntad del espíritu a través del intelecto y la memoria. Se debe buscar cual es la Verdadera Voluntad. Uno tiene que volver sobre sus pasos al origen y empezar de nuevo para que el espíritu encuentre la forma adecuada de su expresión aceptando su camino y el camino de los demás.

La meta es elucidar la propia Voluntad Espiritual y tener el coraje de actuar por ella, y la verdadera Voluntad Espiritual de uno no puede ser de naturaleza egoísta.

Pero antes de realizar la verdadera Voluntad espiritual se requieren cambios, un proceso de muerte de la vieja personalidad para dar nacimiento a una nueva personalidad al servicio del espíritu.


La unión sexual ha sido asociada con la muerte, porque es un acto de amor divino y fertilización de la semilla de la consciencia superior. Así como deseamos así renacemos. El s.24 es llamado el de la Inteligencia Imaginativa da un parecido a todas las similitudes que son creadas del mismo modo similares a sus (individualidad) armoniosas elegancias (espíritu)” La personalidad tiene que morir a los deseos inferiores pero continúa viviendo en los deseos superiores ya no amara con el amor ego-personal. Una muerte de la personalidad en vida que mantiene funcionales los niveles inferiores pero controlados desde los niveles superiores de la consciencia del Ser donde se halla la imagen del espíritu que inspira a la individualidad.


La letra Nun esta asignada al sendero 24, significa pez, símbolo sexual del esperma masculino, relacionado con el agua y con la regeneración. Es la llave al proceso de redención y regeneración.


Hay un detalle especial relacionado con el agua y el fuego entre los senderos 26 y 24 es un punto muy interesante en el que indagar que requiere una entrada a parte.

Estos tres senderos de la noche oscura relaciona los aspectos superiores de la personalidad con los aspectos inferiores del alma y agrupa los procesos de transfiguración, transformación y transmutación.


Para encontrar la voluntad del espíritu, la memoria vuelve sobre sus pasos y este proceso puede asociarse a la disolución en alquimia. La disolución como la división de un todo es sus partes necesaria para la re-solución y superación por partes de los problemas de la personalidad. En estos casos no puede haber progreso sin reducir semejantes “conglomerados” a su punto de generación y, para ello, importa un desasimiento y abandono de esas rocas donde el sujeto se halla agarrado.
Relacionado con Netzad, Venus, señora de las aguas, el erotismo supone una disolución de las estructuras consolidadas de la personalidad sorprendida por las seducción tentadora.
La solutio dionisiaca expresa no solo la irrupción del caos en estructuras ordenadas, sino la liberación de las ataduras que constriñen y limitan.

La di-solución pesca la fuerza e inspiración en el líquido inconsciente para adquirir una forma nueva . Este proceso de disolución descompone la basura y la putrefacción necesaria que precede a la regeneración orgánica (que podrá o no retornar o mantener su primera forma).

La mortificación es otro proceso alquímico relacionado, supone una purificación del alma necesaria para el nacimiento del hombre nuevo que renuncia a la estabilidad de autoafirmacion del ego para escuchar y aceptar a la intuición.

La mortificación queda relacionada con lo que los alquimistas denominaban caput corvi, cabeza de cuervo y representaba la nigredo. Las imágenes de decapitación quedan relacionadas con la mortificación, se refieren simbólicamente al acto de prescindir de las estructuras racionales, representadas por la cabeza, para adquirir suficiente habilidad para habérselas con los contenidos inconscientes de carácter irracional.


La disolución y la mortificación están íntimamente ligadas a la Nigredo en la obra alquímica, y esta etapa del viaje iniciatico del dos y tres veces nacido.



Es mucha la información que complementa y ayuda a comprender este sendero.
Para finalizar esta entrada expongo un ultimo pensamiento al respecto, creo que para morir, hay que querer morir, sin esa voluntad no habrá cambio. Podemos resistirnos a la muerte hasta que reconozcamos que ya estamos muertos y entonces volveremos a vivir. La muerte puede ser un proceso rápido o lento eso dependerá de cómo trabajemos sobre el desapego.




Y por último comparto estos enlaces relacionados con el tema de esta entrada:

sábado, 11 de diciembre de 2010

HILO CONDUCTOR



El hilo conductor es la conexión que se establece entre varios sucesos, o pensamientos o corrientes de energía que se relacionan entre si. 

Este hilo conductor la mayoría de las veces es inconsciente. 

Manteniendo una conversación interesante con alguien vais enlazando un tema con otro, profundizando en su naturaleza y sin daros cuenta llegáis a un punto aparentemente diferente al inicial. El proceso que une un punto y el otro no se recuerda, se ha olvidado, a dejado a su paso una sensación de si, si, lo entiendo… pero, algo se escapa. 

Ocurre también que alguien puede añadirse al hilo de una conversación sin ningún tipo de problema, rápidamente capta la idea fundamental y participa, pero también puede ocurrir de este presente durante toda la conversación y no entender nada, porque ni se conecta al hilo, ni le puede seguir.

Cuando decimos que tiramos del hilo es porque queremos llegar al fondo de un asunto, a la causa, al origen, uno mismo mentalmente puede formularse una pregunta y buscar respuestas, habréis podido observar que es muy fácil perder la atención y que esa desconexión requiere volver a empezar para retomar y continuar desarrollando la idea.

La mayoría de las veces somos inconscientes del proceso de nuestros pensamientos, el hilo conductor es la conciencia que observa y le da sentido a su naturaleza, el sentido no es ninguna respuesta, es simplemente la comprensión.

En las técnicas de meditación se busca alcanzar un estado trascendente de no-mente, pero mucho antes de este ultimo salto, tales técnicas de concentración son variadas y numerosas, entre ellas puede que este la que borra los pensamientos, hay otra que observan los pensamientos sin implicarse, y otras que desarrollan los pensamientos para indagar, y es en está es donde el hilo conductor se hace interesante. En posición al silencio, esta la voz, como los pensamientos vagan sin control y muchas veces son imágenes, en vez de dejar que vaguen sin control que al fin y al cabo es lo que hacen normalmente ya que no sabemos de todo lo que pensamos, podemos probar de  verbalizar internamente el proceso del pensamiento.... no hay que dejar espacio entre las palabras, simplemente mantener la atención, en toda la sarta de tonterías que dices, observas que entre ellos hay algo interesante pero se vuelve a escapar, también observaras que hay algo que esta consciente y que no esta separado perdido entre pensamientos desconectados. Parece que no te lleva a ningún lugar, pero se puede llegar a desarrollar una idea con esta técnica manteniendo consciente todo el proceso del pensamiento…… esta practica mantiene la atención pero también la agota hasta que permitimos que el inconsciente hable a través de esa voz y simplemente terminamos manteniendonos a la escucha.

Me da que pensar, que quizá el hilo conductor esta relacionado con la memoria, ya que esta es la causa de que rellenemos los vacíos que faltan. La memoria es importante, pero la memoria esta guardada en el inconsciente ya que en el consciente no cabe, y esta memoria sale cuando encuentra un punto donde agarrase al hilo y fluir con el.

En fin, creo que hay mucho que decir al respecto, pero por el momento suelto el hilo y me voy a relajar.

domingo, 5 de diciembre de 2010

COLUMNAS EN EL ÁRBOL DE LA VIDA


El árbol de la vida se divide en tres columnas, el de la derecha (2,4 y 7), el de la izquierda (3,5 y 8) y el del medio (1, 6 y 9) las cuales tienen las siguientes correspondencias:

IZQUIERDA
Aima, madre cósmica, encabeza la columna pasiva y negativa. Esta columna tiene una cualidad contractiva y estática. Representan al elemento femenino y posee los atributos de la reflexión concentrada y la estricta justicia.

DERECHA
El capitel de esta columna está representado Abba, el padre cósmico o principio masculino, tiene una cualidad expansiva y dinámica. Principio activo y positivo que posee los atributos de bondad y misericordia.


CENTRAL
La columna central es la del equilibrio, el eje de la conciencia. El grupo del medio constituye la conciliación de los dos principios opuestos.


Estos tres aspectos del árbol de la vida los podemos relacionar con los siguientes conceptos: En el Tao el Ying, Yang ; Ida, Pingala y Sushuma como el aspecto mental, vital y espiritual ; Satwa, Rajas y Tamas como el movimiento ascendente, circular y descendente.

“Las columnas laterales son funciones, facultades, poderes que ejercen actividad, en cambio la central, es el “tomar consciencia”, la asimilación de la acción polar. Es la vía más subjetiva, el horno en el que se amalgaman, se funden y se reconcilian las direcciones polares.”  La vía del Fuego según la Cabala. Raphael

Los símbolos del Sol, la Luna para las columnas gemelas, los pilares masculino y femenino que muestran la relación entre los sexos y los elementos activo y pasivo presentes tanto en el hombre como en la mujer. Estas columnas son también llamadas de Forma (izquierda) y Fuerza (derecha) donde a través de Binah, Geburah y Hod se define el mundo de las formas, mientras que Hochmah, Hesed y Netzad son su impulso.

Estos aspectos internos y externos son los polos activo y pasivo mantenidos en armonía por el pilar del equilibrio. Esta polaridad es la base fundamental de las triadas, observamos tres grandes triadas en el árbol cabalístico:

               Keter

Binah                Chokmah


Geburah            Chesed
              
               Tiferet


Hod                     Netzad
             Yesod


Comenzando por el de arriba, el mundo inteligible, el mundo moral y el mundo sensible o material. En cada triada se muestran diferentes aspectos positivos y negativos de la fuerza y la forma, quedando un tercer elemento equilibrador que los relaciona en la columna central.


El ser humano tiene la posibilidad de trascender las columnas derecha e izquierda del Árbol de la Vida y dirigirse sin obstáculo hacia arriba siguiendo la columna central posiblemente porque es el único que tiene conciencia de sí mismo.
Estos dos pilares también son denominados de la severidad y de la misericordia y están relacionados con las vías que el hombre puede elegir para su ascenso a Ser Absoluto, pero la vía que se recomienda es la de la columna central de manera que se pueden usar ambos pilares del Árbol por medio de las triadas centrales.

El pilar del centro representa la síntesis del aspecto polar, el tomar conciencia de las facultades cualitativas-formales, el Eje del mundo, el centro universal, el árbol de la vida, mientras el de la izquierda y el de la derecha representan el árbol de la Ciencia del “mal” y del “bien”, la vía de rigor y de la clemencia, la vía de los poderes. Cuando, en el hombre, estos poderes no están bajo la dirección del Principio, se tiene “magia egoica” poder al servicio del yo empírico. La vía del Fuego según la Cabala. Raphael


Creative Commons License Obra de Ana Mª Jiménez està subjecta a una llicència.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails